El ministro que entregó la reforma hospitalaria a sus amigos comerciantes

ISAYEN HERRERA

Luis López fue la décimo sexta persona en ocupar la silla del Ministerio de Salud desde la llegada del chavismo y el séptimo en el gobierno de Nicolás Maduro.

Durante su paso por el Min-Salud negó la escasez de medicinas, comenzó la epidemia de sarampión, se paralizaron los trasplantes, no se publicó ni una sola data epidemiológica...

Video: Armando.Info

... dejaron de llegar los antirretrovirales para las personas que viven con VIH y murieron al menos 2.486 personas que estaban en diálisis por las continuas fallas de insumos, entre octubre de 2017 y junio de 2018. Todo bajo su gestión.

Imagen: Armando.Info

Además de ocultarlo todo, su bandera fue el anuncio de remodelar y refaccionar los hospitales del país, siempre a través de redes sociales.

Foto: @Luislopezpsuv (instagram.com)

La promesa de rehabilitar los hospitales se convirtió en otro capítulo más de opacidad e ineficiencia con la adjudicación de decenas de contratos a empresas y personas sin experiencia.

Foto: Pixabay

Dichos contratos sumaron hasta 500 millones de dólares. El problema: 63 de ellos los otorgó a una familia de San Cristóbal, en los Andes venezolanos, con la que trabajaba desde antes.

Video: Pixabay

La gran beneficiaria fue la familia de Manuel González y los contratos sirvieron de capital semilla para la creación de un emporio de empresas contratistas del Estado.

En total, entre 2017 y 2018 la familia andina inyectó $160.000 en capital para empresas de venta de vuelos charter, extracción de minerales, venta de ganado y de medicinas.

Sin experiencia alguna, Construcciones y Mantenimiento Lurimonra, C.A (de la familia González), estuvo desplegada en más de 19 hospitales y 8 CDI en 13 estados del país.

Foto: vicepresidencia.gob.ve

Luis López fue destituido por Nicolás Maduro con un anuncio por Twitter. La rehabilitación de hospitales terminó en una investigación del Sebin que no se ha divulgado y López desapareció de la palestra pública.

Foto: @NicolasMaduro (twitter.com)